Uva de playa deliciosa fruta en Islas de la Bahía

0 807

Islas de la Bahía, ubicada en el caribe de Honduras, se caracteriza por tener un delicioso clima tropical. Además, por todas sus riquezas naturales el departamento insular ha sido declarado a nivel mundial, por diferentes portales, como uno de los mejores destinos para vacacionar, bucear entre otros, no es para menos sin duda alguna la zona insular es una tierra bendecida grandemente por el creador del universo.

A la orilla de las playas de la zona insular un hermoso y frondoso árbol adorna la vista frente al mar y da sombra a los moradores del sol, este árbol con su nombre científico (Coccoloba uvifera) Polygonaceae, es la famosa uva de playa, que proviene de una gran familia de hierbas, arbustos y árboles que suelen adaptarse a las zonas costeras.

En esta ocasión, Diario Roatán, te da a conocer un poco de la historia de la Uva de Playa, que tradicionalmente en los meses de agosto a septiembre produce la deliciosa fruta de un sabor único, además de adornar las bellas playas de Islas de la Bahía, durante todo el año.

La uva de playa, es un árbol exótico, atractivo, de tamaño medio, que procede de los pastos y las dunas de los trópicos y los subtrópicos de América. Cabe mencionar que su crecimiento es más reducido en las zonas frías. Tiene hojas decorativas, flores aromáticas, y produce abundantes frutos similares a la uva.

– Planta tropical que requiere para su cultivo climas suaves carentes de frío, pues sus grandes hojas se hielan con facilidad.

– Planta ideal para primera fila frente al mar, pues tolera muy bien la salinidad.

Tip de supervivencia

Algunos de los lectores de Diario Roatán, dieron a conocer que en ocasiones al visitar la playa y a la ausencia de platos, para servir los alimentos en un día de picnic, debido a lo ancho de la hoja suelen lavarla con agua de mar y sustituirla como plato.

Características

Es un árbol del tamaño medio y de crecimiento moderado-rápido, disperso, de hasta 12 m de altura y 10 m de ancho. Suele ser disperso y con muchos tallos; puede adoptar forma de vasija o, al envejecer, puede colgar. Suele podarse para formar un árbol con un único tronco. La corteza es delgada y forma parches irregulares de diferentes colores, que varían entre el gris azulado y el amarillo grisáceo, que ´puede dañarse fácilmente.

Las hojas de la uva de mar, son peculiares; grandes (20-30 cm), perennes, simples, brillantes, céreas y alternadas, con una base en forma de corazón similar a las hojas de las Polygonaceae. También, en primavera, las hojas jóvenes tienen un atractivo color rojo, que se convierte en verde oscuro cuando maduran. Cuentan con unos nervios rojos prominentes.

Sus flores, son abundantes, pequeñas, de color crema, olorosas y de cinco pétalos. Brotan en racimos, de 15-25 cm de longitud, a finales de la primavera o principios del verano.

Polinización: dioicas; se precisan ejemplares masculinos y femeninos para obtener frutos. Se multiplica por semillas.

Fruto: bayas redondeadas, de 1,5-2 cm de diámetro, que brotan en los árboles femeninos en forma de racimos, con unos 40 granos. Los frutos más jóvenes son verdes, y se vuelven violáceos cuando maduran, al final del verano o en otoño. La piel es más dura que la de las uvas. La carne es jugosa cuando madura, y tiene un sabor subácido dulce. La carne contiene una única semilla grande y puntiaguda.

Gastronomía

Los frutos son ácidos, almizclados, dulces y sabrosos. Pueden comerse frescos o añadirse a postres, salsas, mermeladas o gelatinas, e incluso utilizarse para la elaboración de vino.

Salud

La corteza se emplea para aliviar la irritación de garganta.

Las raíces y la corteza se utilizan en medicina popular contra diarreas y disenterías.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.