Nuevo paquete de medidas fiscales necesita ser revisado

0 72

Tegucigalpa, Honduras

El paquete de medidas fiscales que recién fueron aprobadas por el Congreso Nacional necesita ser revisada, porque su peso recae primordialmente sobre los sectores más necesitados y No sobre los segmentos más pudientes.

A esa conclusión arribó este día el ex ministro de Finanzas, Hugo Noé Pino, en cuyo criterio el conjunto de ajustes fue planificado a la carrera en lugar de elaborar y poner en marcha una política fiscal integral.

A excepción del tema de las fusiones de las dependencias estatales que tienen funciones duplicadas, el resto de disposiciones contenidas en la Ley de Reordenamiento Fiscal, Revisión de las Exoneraciones y Medidas Anti-evasión únicamente buscan resolver el problema de los ingresos del Gobierno.

En ninguna de las partes del decreto se incluyen medidas destinadas a garantizar la calidad del gasto ni mucho menos aquellos puntos necesarios para mantener una disciplina fiscal, se quejó Noé Pino.

A juicio del ex presidente del Banco Central No hubo discusión de algo que tiene un impacto fuerte sobre la población y si No existe una plataforma de recaudación eficiente, el paquete No rendirá sus frutos, porque la Dirección Ejecutiva de Ingresos (DEI), tampoco tiene capacidad para administrar la Ley de Reordenamiento Fiscal.

Los analistas de la oposición estiman que la administración de Juan Orlando Hernández comienza con el pie izquierdo al apoyarse en un “paquetazo” que golpea a los segmentos mayoritarios del país.

En materia de recaudación de impuestos, lo que se prevé es que la Ley de Reordenamiento Fiscal, Revisión de las Exoneraciones y Medidas Anti-evasión, provocará una mayor evasión en el pago de impuestos.

El doctor Pino, manifestó: “Vamos a seguir dando tumbos en materia fiscal. Se ha hecho lo tradicional, lo ortodoxo al aprobar nuevos impuestos desligados de una política económica integral”

Los criterios expresados por organizaciones de la sociedad civil son coincidentes en el sentido que el rumbo fiscal se perdió a partir de 2012, cuando el gasto se disparó y, sin embargo, No se adoptaron los correctivos por cálculo político.

Ahora que se llega a una nueva administración con una situación difícil en lugar de ver el problema en su conjunto y extender los sacrificios, se aprueba un paquete que sólo trata de resolver el problema de los ingresos sin tocar los gastos, reiteró Noé Pino.

Los entendidos en materia financiera afirman que para 2014 se proyecta un bajo crecimiento económico, una lenta generación de empleo y una nula reducción de la pobreza.

De su lado, el diputado de Unificación Democrática, Marvin Ponce, admitió que la situación económica de Honduras es reservada y refirió que el paquete fiscal estaba planificado desde mucho antes, pero su aprobación No se concretó por razones políticas.

Ponce condenó que el paquete concede prebendas a los grandes grupos; en cambio, a los pobres les aplican un impuesto del 15 por ciento sobre la venta de alimentos, lo que demuestra que el sacrificio del ajuste recae sobre las mayorías.

En la parte final de la entrevista, el legislador de Unificación Democrática advirtió que las medidas de ajuste son impopulares y que No son concordantes con la gobernanza de un país; es decir, la posibilidad de ofrecer respuestas certeras a las demandas populares.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.