Cuatro muertos y casi 300 desaparecidos por el naufragio de un buque surcoreano

0 151

Lo que parecía un viaje en barco normal, sin sobretiempos, se volvió en una pesadilla después de que el un barco de pasajeros se hundiera en Corea del Sur.

“Al menos 22 barcos de rescate y 11 helicópteros han trabajado sin descanso en las últimas horas”.

Hasta ahora el gobierno de Corea ha informado que son cuatro los muertos y elevó a 291 el número de desaparecidos, de los 459 personas que iban abordo.
El gobierno surcoreano confirmó las muertes, entre ellas un estudiante y una mujer de la tripulación, pero el balance de víctimas podría ser muy superior.

En un primer momento las autoridades anunciaron que 368 personas habían sido rescatadas pero más tarde sólo pudieron confirmar el rescate de 164, explicó Lee Gyeong-Og, viceministro de Seguridad y Administraciones Públicas en una rueda de prensa en Seúl.

«Me temo que hay pocas posibilidades de encontrar en vida a los que todavía están atrapados dentro», dijo Cho Yang-Bok, un responsable de las tareas de rescate a la cadena YTN.

Cuando el barco pidió ayuda las 9:00 de la mañana hora local, los equipos de rescate movilizaron barcos y helicópteros para evacuar a los pasajeros, aunque el hundimiento se produjo más rápido de lo que en un principio se estimó.

Las causas del accidente

En cuanto a la posible causa del suceso, los testimonios apuntan a que el casco del barco podría haberse roto tras colisionar con un arrecife submarino.

Según los primeros testimonios de los pasajeros, se habría producido un fuerte ruido antes de que comenzara a hundirse la embarcación.

«Hubo un ruido muy muy fuerte y luego el barco empezó a inclinarse hacia un lado», relató otro superviviente, Kim Song-Muk. «La gente intentaban subir a las cubiertas superiores pero era muy difícil con el barco inclinado», dijo a la cadena YTN.

l barco se inclinó primero más de 45 grados, luego volcó casi por completo y sólo una pequeña parte quedó fuera del agua, según las imágenes difundidas en televisión.

«El barco estaba hundido casi por completo cuando llegué. Tiene que haber mucha gente atrapada», dijo a la AFP un responsable local que no quiso identificarse y que llegó a la zona una hora después del naufragio.

Barcos y helicopteros trabajan sin descanso en la búsqueda

Más de 20 barcos y 11 helicópteros de la Guardia Costera y las Fuerzas Armadas de Corea del Sur participan en las labores de rescate en la zona, donde las condiciones climáticas no son del todo desfavorables con niebla ligera y el mar en calma.

El buque Sewol naufragó a unos 20 kilómetros (unas 13 millas) de la isla suroccidental de Byeongpyung. Se sabe que 325 personas que viajaban en él eran estudiantes de bachillerato que realizaban una visita a la isla de Jeju.

Se teme que muchos hayan quedado atrapados dentro del barco, lo que en el peor de los casos podría causar la mayor tragedia humana en años en el país asiático y el más grave accidente naval desde que en 1993 se produjera un naufragio en la costa oeste con 300 muertos.

Sin embargo, también se ha planteado la posibilidad de que parte de los desaparecidos hayan sido evacuados por barcos pesqueros privados que rondaban la zona y todavía no hayan sido contabilizados.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.