Recomiendan al gobierno abrir fuentes de empleo a pobladores del Golfo

0 129

Tegucigalpa, Honduras.

El Comisionado Nacional de los Derechos Humanos, Roberto Herrera Cáceres, hizo extensiva a las autoridades gubernamentales hondureñas la petición que le hicieron los pescadores del Golfo de Fonseca para que les abran fuentes de empleo en tierra firme y así, en tiempos de veda, tener los ingresos suficientes para mantener a sus familiares.

En reunión sostenida este miércoles con los diputados del Congreso Nacional que integran las comisiones de derechos humanos y del Golfo de Fonseca, el ombudsman hondureño les expresó que el punto fundamental es que se tome en cuenta la dignidad humana que tienen todos los pescadores de la zona.

Indicó que los tres países (Honduras, Nicaragua y El Salvador) están obligados a promover el respeto de la dignidad de las personas y que todo lo político tiene que subordinarse a la atención a los habitantes, haciendo prevalecer las consideraciones de naturaleza humana.

Declaró que la solución del problema jurídico se está manejando en el sentido del acatamiento de la sentencia de la Corte Internacional de Justicia y el cumplimiento de los acuerdos trilaterales que se vienen firmando desde el año 2007 y que se han reiterado hasta el 2013.

Agregó que Honduras ha sustentado debidamente, sobre la base del fallo de la Corte Internacional de Justicia, sus derechos al interior y al exterior del Golfo de Fonseca.

En su criterio lo que interesa ahora es establecer una forma de asegurar una vigilancia conjunta que evite que tanto hondureños como nicaragüenses y salvadoreños sean afectados en su vida y en su integridad.

Herrera Cáceres se pronunció en el sentido que haya vedas porque se está llegando a un momento en que se están agotando las reservas de producción.

También se refirió a la necesidad de ver la situación de los manglares que están desapareciendo, y la contaminación proveniente de ciertas empresas.

Reiteró su llamado a las autoridades gubernamentales hondureñas para que se establezcan mecanismos que permitan abrir fuentes de trabajo para que los pescadores en tiempos de veda puedan trabajar también en tierra firme y pueden tener ingresos suficientes para mantener a sus familiares.

El ombudsman hondureño anunció que en la primera quincena de junio se reunirá con sus homólogos de Nicaragua y El Salvador para abordar en las comunidades del Golfo de Fonseca de los tres países está problemática y encontrarle una solución pacifica.

Recordó que todos los tratados que se han firmado, hasta ahora, hablan de una buena vecindad, de compartir en común todos los proyectos y programas que tienen que ver con su bienestar.

Mencionó, para el caso, que en Centroamérica hay ejemplos de cosas que han podido desarrollarse en beneficio de tres de los pueblos como es El Trifinio, un plan que se puede reproducir en el Golfo de Fonseca.

En la reunión con el Comisionado Nacional de los Derechos Humanos participaron los diputados del Congreso Nacional Renán Inestroza, Marcos Velásquez, Jary Dixón, Yury Sabas, Ricardo Hernández y Rasel Tomé.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.