Realizan jornada de oración en el Poder Legislativo

0 185

Tegucigalpa, Honduras.

El Presidente del Congreso Nacional Mauricio Oliva, encabezó la mañana de este martes, una jornada de oración en la sede del Poder Legislativo, que el primer martes de cada mes, celebra la iglesia evangélica Vida Abundante en alguna institución del Estado. Oliva expresó que como ciudadano responsable y en quien pesan altas decisiones en bien del país, tendrá espaldas suficientemente anchas para cargar con ellas gracias a la ayuda de Dios.

Oliva encabezó este día a tempranas horas de la mañana, la jornada de oración, realizada en los bajos del Congreso Nacional, denominada “Consolidando lo Recuperado”, donde participó un grupo de religiosos encabezados por el pastor general de la iglesia Vida Abundante, Evelio Reyes.

En ese sentido, los pastores participantes pidieron para que en medio de la diversidad de la Cámara Legislativa, se genere el consenso para bien de la nación y por la elección del nuevo Comisionado Nacional de los Derechos Humanos (Conadeh)

El titular del Legislativo, a nombre de su esposa Rina de Oliva, aplaudió la iniciativa de los líderes religiosos de realizar el servicio y orar por ellos y el país, para que Dios les guíe en un Congreso Nacional con características y retos especiales.

Resaltó está apoyado por un grupo de colaboradores, jóvenes brillantes, comprometidos con Honduras y con Dios, que han enviado un mensaje claro que tienen fe en Dios y principios innegociables.

Sobre el nuevo comisionado de derechos humanos, dijo que se formó una comisión de todas las ideologías en el Poder Legislativo, que han creado su propio instructivo y con audiencias públicas, para que al final se tome la más sabia decisión.

Afirmó ser un hombre de inclinación cristiana y recordó que cuando el pastor Reyes llegó a Choluteca a fundar la escuela Vida Abundante, le confió la formación de sus hijos, que hoy son dos profesionales, exitosos y entregados a Dios.

Reiteró el compromiso con los que le dieron el voto, que no es más que una transmisión de confianza por cuatro años, pero que se debe validar a diario siendo simples intérpretes e interlocutores de los electores.

“Y eso pasa por tener madurez de disentir con pasión, pero sin confrontar, reconocer que se tiene algo de la verdad, racionalidad para ver las cosas, pero con la obligación de construir consenso sin renunciar a los principios de integridad, fe en Dios y responsabilidad ciudadana”, apuntó.

Añadió que es el momento que como ciudadano responsable, sobre quien pesan altas decisiones en el país, “vamos a tener las espaldas suficientemente anchas para cargar con ellas, con la ayuda de Dios.

Por su parte, el pastor general de la iglesia Vida Abundante, Evelio Reyes, señaló que el Estado se organiza para proteger y favorecer la vida y la convivencia, las libertades y los autenticas derechos y que el mismo debe estar subordinado a la sociedad y al servicio del pueblo.

Les recordó a los diputados que son los representantes y mandatarios “es decir los que hacen los mandados y que por el voto se les ha dado el poder y soberanía”.

En ese sentido, el pueblo está obligado a acompañar al Presidente del Congreso, a sus directivos y diputados, que conscientes de su responsabilidad, no se dobleguen ante organismos, grupos o individuos que atentan contra la institucionalidad y buenas costumbres, recalcó el líder religioso.

En la jornada de oración también participaron los diputados Antonio Rivera, Lena Gutiérrez, Mario Pérez, Wilmer Velázquez, Rolando Dubón Bueso y del Partido Nacional y por el Partido Liberal Shirley Amaya y Yadira Bendaña.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.