Compra de equipo para elecciones saldrá más cara por los nacionalistas, según Nasralla

0 142

El candidato presidencial de la Unidad Nacional Opositora de Honduras (UNOH), Salvador Nasralla, manifestó este martes que el que se puedan hacer contrataciones directas no significa que se puede comprar cualquier cosa y a cualquier precio.

Manifestó que en efecto, se va a obviar la licitación pero dijo estar seguro que el Consejo Nacional Electoral (CNE) presentará varias cotizaciones y que dentro de esas varias cotizaciones va a comprar directamente obviando los plazos que se necesitan para una licitación.

El problema mencionó, es que por culpa del vicepresidente del Congreso Nacional, Antonio Rivera Callejas, del presidente del Legislativo, Mauricio Oliva y de todos los diputados del partido de gobierno, las compras ahora serán más caras.

Comentó que cuando cotizó la tablets le aseveraron que costaban 85 dólares cada una, pero le manifestaron que si las hubiese cotizado mucho antes, en marzo, las pudo haber encontrado a tan solo 55 dólares cada una.

“Todas las cosas serán más caras porque hay que conseguir rápidamente con proveedores chicos y entonces el precio aumenta; el gran problema es que tendremos elecciones a precios más caros”, apuntó Nasralla.

El presidenciable adelantó que van a preparar a su personal para utilizar el sistema que se determine implementar en las elecciones generales de noviembre próximo.

“Nosotros tenemos el conocimiento, somos el partido que tiene el conocimiento tecnológico decente. El Partido Nacional va a tratar de hacer trampa con alguna comparsa con la que ya trabajó antes. El otro día me llamó un ‘tramposo’ que ha sido parte de eso y me dijo que no hay tiempo -para adquirir equipo para las elecciones-“, comentó Nasralla.

Respecto al nuevo Documento Nacional de Identificación (DNI) recordó que advirtió que la vigencia de la antigua tarjeta de identidad se iba a ir prolongando “porque la idea de ellos –Partido Nacional- para hacer fraude es que se vote con las dos identidades, lo cual siempre y cuando se haga con un censo y esté metido en base de datos y solo pueda votar la gente que físicamente esté presente, se puede permitir si hay controles”.

Aunque señaló que la clave de todo esto no es el nuevo DNI, sino el censo electoral que no puede ser el mismo “censo del fraude” de 2013 y 2017.

“El censo tiene que ser el nuevo, solo los que se enrolaron y se siguen enrolando, porque en esos anteriores están metidos dos millones de muertos”, aseguró.

El Congreso Nacional a través de sesión virtual estaría aprobando este martes la ampliación del presupuesto por mil millones de lempiras al máximo organismo electoral y el préstamo por nueve millones de dólares al Registro Nacional de las Personas (RNP) para el desarrollo de las elecciones generales del 28 de noviembre.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.