La represión de las protestas por Mahsa Amini dejó al menos 201 muertos en Irán: 23 eran menores de edad

0 175

Recibe actualizaciones en tiempo real directamente en tu dispositivo, suscríbete ahora.

Al menos 201 personas murieron en la represión iraní de más de tres semanas de protestas en todo el país, desencadenadas por la muerte de Mahsa Amini, dijo la oenegé Iran Human Rights (IHR), con sede en Oslo.

De ellos, 23 son menores de edad, aunque no todos han sido verificados a través de “evidencia documental”, aseguró este organización en un comunicado.

Según información obtenida por esta ONG, se han registrado muertos en 18 provincias. La mayoría, al menos 93 personas, muerieron por mano de las fuerzas de seguridad del régimen teocrático durante enfrentamientos ocurridos en la ciudad de Zahedán, en la provincia suroriental de Sistán Baluchistán.

Las protestas estallaron el 16 de septiembre, cuando Amini murió tres días después de caer en coma, tras haber sido detenida en Teherán por la policía de la moral, por una supuesta infracción del estricto código de vestimenta de las mujeres de la República Islámica.

La violencia en Zahedán estalló el 30 de septiembre durante unas protestas que surgieron después de que una adolescente denunciara que un comandante de la policía de la región la había violado.

Los grupos de defensa de los derechos humanos también expresaron su preocupación el martes por el alcance de la represión en Sanandaj, la capital de la provincia del Kurdistán, en el oeste de Irán, de donde era oriunda Amini.

El IHR indicó que su investigación sobre el alcance de la “represión” en el Kurdistán iraní se había visto obstaculizada por las restricciones de internet y advirtió de una “inminente represión sangrienta” contra los manifestantes en esa provincia del oeste del país.

“La ciudad de Sanandaj ha sido testigo de protestas generalizadas y de una sangrienta represión en los últimos tres días”, subrayó IHR, añadiendo que su cifra actual de muertos en la provincia excluía a los fallecidos en ese periodo.

”La comunidad internacional debe prevenir más asesinatos en el Kurdistán dando una respuesta inmediata”, señaló el director de esta organización, Mahmood Amiry-Moghaddam.

El grupo dijo que las fuerzas de seguridad iraníes habían detenido a muchos niños que protestaban en las calles y en las escuelas en la última semana.

Asimismo, IHR destacó que su cifra también excluía las seis muertes que supuestamente se produjeron durante las protestas dentro de la prisión central de Rasht, en el norte de Irán, el domingo, ya que todavía estaba investigando el caso.

Nacida en 2005 y registrada en Noruega desde 2009, Iran Human Rights (IHRNGO) asegura estar formada por personas de dentro y fuera de Irán y cuenta con miembros en Estados Unidos, Canadá, Japón y varios países europeos.

(Con información de AFP y EFE)

(Visited 11 times, 1 visits today)

Recibe actualizaciones en tiempo real directamente en tu dispositivo, suscríbete ahora.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.