Gobierno y alcaldías acuerdan trabajar de la mano en el combate del dengue

0 434

Trabajar todos unidos en el combate contra el dengue acordaron el presidente Juan Orlando Hernández y los alcaldes del país en una reunión celebrada en Casa de Gobierno.

El mandatario, autoridades del Sistema Nacional de Gestión de Riesgos (Sinager), la Comisión Permanente de Contingencias (Copeco) y del Comité Técnico Científico que asesora al Sinager les expusieron a los ediles la situación de la epidemia de dengue.

Hernández exhortó a desarrollar las acciones que corresponden desde las alcaldías de acuerdo a la estratificación del riesgo de cada municipio.

A través de las alcaldías se busca proteger la vida de los habitantes de los municipios con el control del vector, tanto con modificación del medio ambiente como mediante control biológico y químico.

Además, se busca fortalecer la responsabilidad municipal en la respuesta de los servicios de salud ante la epidemia y el número creciente de casos.

El presidente Hernández agradeció la presencia de unos 230 alcaldes, de 298, que asistieron a la reunión a pesar de que se les convocó con poco tiempo.

El mandatario anunció que definieron adoptar decisiones puntuales que permitan la destrucción de los criaderos del zancudo transmisor del dengue y así proteger a los niños y a las personas de la tercera edad, especialmente.

“Una de las conclusiones es que necesitamos que la población comprenda que podemos tener millones de bombas fumigando diariamente, pero eso solo va afectar positivamente en eliminar el 10 por ciento de los zancudos”, dijo.

Detalló que en la casa se puede fumigar todos los días, pero lo único efectivo aquí -indicó- “es destruir el criadero del zancudo y eso lo tiene que hacer cada uno de nosotros en su casa, en el lugar de trabajo y de igual manera en todas las área públicas”.

Es por eso -añadió- que “hemos llegado a un acuerdo con la Asociación de Municipios de Honduras. Primero, partiendo de casos ya exitosos, como también de qué no hemos hecho bien para poderlo enmendar”.

“Cuando nos articulamos y la gente hace lo que le corresponde tenemos los resultados positivos”, señaló.

No es cualquier dengue

El presidente Hernández dijo que se ha concluido que aquí no se trata de cualquier dengue, pues “técnicamente está comprobado que es el dengue más fatal que tenemos”.

“El dengue que está en la zona y en el país es el que mata y el 80 por ciento de las víctimas son de 19 años o menos”, apuntó.

Expresó que así como se cuida a los niños cuando están empezando a caminar, así hay que hacerlo en este momento porque los pequeños no saben y es el deber de todo padre de familia, del maestro, médico, “y los que más conocemos esto, estamos en la obligación de hacerlo”.

Advirtió que cada casa que está cerrada y que no permite o no hace la limpieza está afectando a todos.

El mandatario apuntó que en los trabajos de eliminación de los criaderos de zancudos y fumigación van incluidos los miembros de seguridad (policías y militares) en varios sentidos: en apoyo logístico, pero además es para asegurarle a la población que cuando hay un operativo de esta naturaleza y van en masa no deben de tener temor.

“Los mecanismos para proteger la vida de los demás, si alguien no quiere permitir que se limpie su casa o que se revisen, ya está establecido en la ley y ellos (policías y militares) también pueden acompañar”, indicó.

Fondos para combatir el dengue

El mandatario también informó que se está creando un fondo a partir de hoy que “vamos a descentralizar a cada municipio a petición de la Amhon con parámetros sumamente claros en el caso de la emergencia de Sinager y la emergencia que cada municipio ha decretado o va a decretar”.

“Estamos manejando solo por esta emergencia más de los 250 millones de lempiras en una serie de actividades, pero vamos a comenzar hoy en términos de disponer para descentralizar ya a los municipios que puedan accionar una primera etapa de 50 millones de lempiras que puede seguir creciendo”, señaló.

El crecimiento -dijo- va en el sentido de que “nosotros vamos a poner a disponibilidad como Ejecutivo esos recursos, ellos (los alcaldes) van a solicitar el apoyo complementario pero también van a disponer para complementar con otra cantidad”.

Es decir -continuó- que habrá más recurso que primariamente será utilizado en destruir los criaderos de zancudo y en construir una nueva cultura de vida.

Mencionó que un técnico de salud confió hoy que son cuatro enfermedades (zika, chikungunya, entre otras) que se tienen hasta ahora en Honduras por efecto del zancudo, pero hay 15 en fila que pueden llegar a afectar.

“Estoy seguro de que podemos construir en Honduras el mejor modelo de atención a estas emergencias y cada ciudadano tiene que hacer su parte”, dijo.

Anunció que “el sábado vamos por una movilización masiva para que iglesias que han prometido acompañar en este esfuerzo, medios de comunicación, patronatos, entre otros, hagamos nuestra parte”.

El gobernante insistió en que “todos tenemos que hacer nuestra parte, pues al final cada quien es responsable de su familia, de sus hijos, de su casa”.

Otro tema importante -expresó- es no automedicarse y buscar el centro de salud y las clínicas (nuevos espacios de atención) que se están creando para atender la situación del dengue.

Asimismo, recomendó buscar el centro de salud más cercano y no irse directamente al hospital, ya que “entre más tiempo hay para ir a buscar un hospital más en riesgo se pone” la persona afectada.

En el caso de las clínicas o médicos privados -enfatizó- es fundamental seguir el protocolo de la Secretaría de Salud, “porque pueden equivocarse si no siguen ese protocolo y eso acarrea responsabilidad”.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.