Casi la mitad del planeta sufre alguna enfermedad neurológica

0 12

Recibe actualizaciones en tiempo real directamente en tu dispositivo, suscríbete ahora.

En un mensaje dirigido al encuentro de Obispos de frontera de Colombia, Costa Rica y Panamá, el Papa Francisco hizo un llamado urgente a la Iglesia de Latinoamérica para que trabaje en la erradicación de la indiferencia hacia los migrantes que atraviesan la peligrosa selva del Darién en busca de una vida mejor.

El Pontífice expresó su preocupación por la difícil situación de los migrantes en el Darién, describiendo el área como un «víacrucis» que expone los límites de la gobernanza migratoria y alimenta un negocio ilegal de tráfico humano.

Francisco destacó que, a pesar de los peligros y dificultades, los migrantes continúan arriesgando sus vidas en busca de oportunidades y reunificación familiar. Sin embargo, lamentó la existencia de indiferencia por parte de algunos, lo que agrava aún más la situación en el Darién.

El Papa instó a la Iglesia a trabajar incansablemente para erradicar esa indiferencia, creando espacios de acogida y esperanza para los migrantes. Asimismo, pidió que no se descuiden los centros de ayuda de la Iglesia para los migrantes, subrayando su importancia como lugares de acogida y caridad para los más necesitados.

En su mensaje, el Papa Francisco también llamó a sumar esfuerzos con la comunidad internacional para garantizar el derecho de todos a una vida digna y pacífica en sus propios países.

(Visited 11 times, 1 visits today)

Recibe actualizaciones en tiempo real directamente en tu dispositivo, suscríbete ahora.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.