Un encantador y misterioso recorrido se disfruta en Las Cuevas de Taulabé

0 150

Comayagua, Honduras

Las cuevas son un Monumento Natural de Honduras que se dice posee un tesoro escondido.
Como su nombre lo dice las Cuevas de Taulabé, se encuentran en el municipio de Taulabé y fueron descubiertas en 1969.

Esta cueva es parte de las 24 cuevas de origen natural en el municipio, se desconoce la longitud total de la cueva, se ha llegado a calcular que la misma tiene unos 11 kilómetros de profundidad. Esta acondicionada para recibir a los turistas de una manera segura durante los primeros 700 metros, de ahí en adelante es trabajo de los espeleólogos estudiar sus secretos.

En su interior tiene un juego de luces que le dan un escenario espectacular y mágico el cual se une con un silencio misterioso.

En su interior se pueden apreciar las maravillosas figuras que han esculpido el agua en la roca caliza, algunas que ya están identificadas como el “Ala de Ángel” o “El Buda”.

Los estudios demuestran que las culturas indígenas precolombinas las cuevas no solo eran un refugio o habitación, sino que también tenían una connotación religiosa ya que las consideraban una puerta al Ultramundo, donde vivían los muertos, los monstruos y los dioses de la oscuridad.

Muchas veces se encuentran vasijas u otras ofrendas fúnebres depositadas por los dolientes de algún difunto, uno de estos hallazgos fue registrado en el video documental “Joyas de la Oscuridad” que se puede encontrar en el Centro de Recursos Audiovisuales de la UNAH.

Como muchas cuevas, el interior de Taulabé es húmedo y caluroso,
Las Cuevas de Taulabé son Monumento Natural de la Nación.

Vale la pena visitarlas e internarse en un mundo muy pocas veces visto. La entrada tiene un precio realmente accesible para todo público, pero conocerlas, simplemente no tiene precio.

Según los vecinos de Taulabé, en 1972, un pirata aéreo llamado William Hanneman asaltó un banco en Estados Unidos, de donde sustrajo 250 mil dólares y, tras secuestrar una avioneta, la hizo venir hasta Honduras, haciéndola aterrizar en La Ceiba.

Se dice que el y un amigo escondieron el dinero en las Cuevas de Taulabé, cuando William fue arrestado el dinero nunca fue encontrado. La esperanza de que el dinero siga escondido ahí mantiene a algunas personas sin separarse de las Cuevas.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.