Rusia: Habrá una respuesta técnica y militar en caso de ataques de EEUU

0 274

Países de la OTAN «refuerzan el componente nuclear» en ejercicios militares en los que los bombarderos estratégicos estadounidenses sobrevuelan regiones «sensibles para Rusia», ha afirmado este jueves a la prensa el viceministro de Relaciones Exteriores ruso, Alexánder Grushkó.

El vicecanciller ha recordado que, hace unos días, un bombardero estratégico B-52 de EE.UU. «estuvo patrullando el mar Báltico». Asimismo, ha constatado que el número de ejercicios que «implican el uso de armas nucleares está aumentando».

«También vemos el fortalecimiento de la llamada retórica nuclear», ha indicado el diplomático, agregando que la misma se suele esconder detrás de las declaraciones sobre la «denominada amenaza rusa», así como «especulaciones de que Rusia supuestamente baja el umbral nuclear».

«Es Washington el que reduce el umbral para el uso de armas nucleares, no Rusia»

En este sentido, Grushkó ha subrayado que es EE.UU., no Rusia, el que «reduce el umbral para el uso de armas nucleares» en sus estrategias militares actualizadas, que también «borran la línea» entre los escenarios en los que el uso de armas nucleares es posible y en los que no lo es.

Al mismo tiempo, Washington «está comenzando a crear una clase entera de armas capaces de cumplir las funciones de las armas nucleares con medios convencionales», detalló el viceministro, para aseverar que estos y otros factores «aumentan el riesgo de que cualquier conflicto escale hasta la fase nuclear«.

En cuanto a Rusia, la estrategia militar del país afirma claramente que «solo hay un escenario» del uso de armas nucleares «fuera del contexto nuclear», ha recalcado el diplomático, precisando que la decisión sobre el uso de estas armas solo puede tomarse «cuando la existencia misma del Estado esté amenazada».

Rusia no desplegará misiles de mediano alcance en Europa a menos que EE.UU. lo haga

Respecto a las declaraciones realizadas la víspera por el secretario general de la OTAN, Jens Stoltenberg, –quien volvió a acusar a Rusia de incumplir el Tratado sobre Misiles de Alcance Medio y Corto (INF, por sus siglas en inglés)– Grushkó declaró que EE.UU. decidió retirarse del acuerdo por «sus propios motivos», aparentemente por el deseo de «lograr una superioridad geopolítica en todos los teatros«, y «obligó» a sus aliados a respaldar su «versión sin fundamento» sobre las supuestas razones de esta decisión.

Al calificar el tratado de «una de las piedras angulares de la seguridad europea», el vicecanciller advirtió que Rusia dará una respuesta «militar y técnica» oportuna en caso de una amenaza relacionada con la cancelación del pacto.

No obstante, ha precisado que «en aras del mantenimiento de la paz en Europa», Moscú no desplegará proyectiles de mediano alcance en Europa y otras regiones «a menos que aparezcan allí misiles estadounidenses».

Rusia no ve «pasos concretos» de la OTAN para un diálogo

Por otro lado, la Cancillería del país ha señalado en un comunicado que, aunque la OTAN «declara formalmente su disposición a dialogar» con Rusia, Moscú «no ve pasos concretos» de la alianza en esta dirección.

«Rusia permanece abierta a la cooperación para reducir las tensiones, restablecer la confianza, evitar el malentendido sobre las intenciones de cada uno y reducir los riesgos de incidentes peligrosos», asegura el Ministerio de Exteriores. Sin embargo, añade, de parte de la OTAN no hay «ninguna iniciativa constructiva sobre este tema».

(RT)

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.