Presidente denuncia campaña internacional para desestabilizar proceso electoral

0 109

En el marco del acostumbrado Consejo de Ministros de este martes, celebrado en Casa Presidencial, el Presidente Pepe Lobo denunció que existe una campaña internacional para desestabilizar a su Gobierno y al proceso electoral que se realizará el próximo 24 de noviembre.

Relató que después de cómo recibió el Gobierno en enero de 2010, las confrontaciones entre la sociedad hondureña y el no reconocimiento internacional es un tema ya superado, que se refrendará con el proceso electoral de noviembre próximo, “las que estoy seguro que serán limpias y transparentes, en la que la voluntad del pueblo es la que predominará”.

Afirmó que ha estado sucediendo y espera que sus funcionarios no se vayan a inquietar. “He sentido presiones de afuera, de algunos grupos que se quedaron en el conflicto, hoy todos vamos a elecciones, no hay ninguna expresión del pensamiento que no tenga un canal por donde llegar a manifestarlo en las urnas, de quien es el hombre o mujer que nos va a gobernar. Están inventado muchas cosas, una serie de cosas increíbles, que no son ciertas, más que una campaña de la gente que quedó arriba en el conflicto de junio de 2009, que quieren ver un conflicto donde no lo hay”, aseveró.

Denunció que existe una campaña de “afuera”, por la participación de los militares en los temas de seguridad, “yo no voy a ceder en eso, porque para mí es más importante la protección y la vida de un hondureño, que lo que puedan opinar otros que no conocen de nuestra realidad”.

Afirmó que en su Gobierno no se han perjudicado los derechos humanos ni se ha intimidado a nadie, por lo que el accionar de los militares en las calles realizando tareas de seguridad pública, es efectiva, esto debido a una crisis profunda, que se tiene que es una agresión internacional de las bandas del crimen organizado y del narcotráfico, con la generación de problemas de orden interno.

“Nada de eso va a cambiar, mantengan la calma, porque mucho de lo que está sucediendo no es real, que dicen que estamos violando los derechos humanos, y otra serie de acusaciones que son ridículas que no tienen nada que ver con la realidad. La canciller Mireya Agüero, que es la que recibe tantas cosas y que no la esperaba ayer en la reunión del Consejo Nacional de Defensa y Seguridad, yo le dije no hagan caso, ahí dejen eso, hay que dejarlo ahí, que la realidad demuestre lo que en realidad somos, porque estamos siendo víctimas de una campaña internacional tratando de deslegitimar e incluso de afectar el proceso electoral de noviembre, no se me asusten, manténganse normal, porque no ha cambiado nada, excepto que ahora tenemos paz y que hoy vamos a elecciones y aunque la mente nuestra a veces es corta, yo les pido que piensen por un segundo que cómo heredamos nosotros el país y piensen en lo que tenemos ahora”, demandó Lobo.

Reiteró que “es de allá afuera que vienen y están arriba, porque eso es lo que les dicen, pero la verdad es que nada ha cambiado, hemos avanzado en la profundización de la democracia, los procesos de inclusión extraordinarios con los aportes de las secretarías de Justicia y Derechos Humanos, de los Pueblos Indígenas y Afrohondureños y Cultura, Artes y Deportes, Educación y el ordenamiento de la compra de medicamentos en Salud, son cosas que ahí van avanzando y sobre todo lo respetuoso que ha sido el Gobierno con las distintas corrientes de pensamiento, aquí no hemos andado persiguiendo a nadie, créanme que no voy a permitir después de todo lo que me ha costado la construcción de esto, no puedo evitar que lo manejen como nivel de campañas”.

Prosiguió que “yo les dije la vez pasada que vengan a ver a dónde están esas persecuciones y lo demás y verán que no hay absolutamente nada. Les digo esto porque hay que estar preparados, pues aquí nada ha cambiado”.

Insistió que el apoyo de los militares en tareas conjuntas con la Policía van hacer una constante hasta el último día de su Gobierno, por lo que expresó que dependerá de la siguiente administración si decide cambiarlo.

“Lo que yo les reitero a cualquiera que venga a gobernar a Honduras es que si manda a los militares a los cuarteles y los saca de participar en tareas de seguridad, van a ver ustedes el lío que vamos a tener. No se trata únicamente de decir que se bajó los niveles de inseguridad, sino detener la tendencia ascendente en el índice de homicidios”, afirmó.

Apuntó que existen protocolos que se han firmado y deben de respetarse, porque “a veces por rumores se dan cifras y resulta que no son ciertas, tiene que ver un cuerpo que evidencie que algo pasó ahí, un nombre, una identificación, debe de haber un proceso bien validado y manejarlo de otra forma, para que no sea manejado para dañar al país, con la colaboración del Observatorio de la Violencia de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras (UNAH), para que tengamos datos apegados a la verdad”.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.