Mujeres de la zona central luchan por paridad política y social

0 68

Tegucigalpa, Honduras.

El 12 y 13 de diciembre de 2015 se desarrolló en la ciudad de Siguatepeque, Honduras, la primera jornada en la que mujeres políticas hondureñas y representantes de la sociedad civil se reúnen para analizar, dialogar y proponer acciones concretas en temas como el empoderamiento económico de la mujer, la violencia de género, la presupuestación sensible a género y la participación política de la mujer, esta última de cara a la aplicación efectiva de la paridad en las elecciones primarias y generales de 2017.

La jornada de capacitación “MUJERES LÍDERES HACIA UNA PARTICIPACIÓN POLÍTICA IGUALITARIA Y EQUITATIVA” es un espacio de apertura al intercambio de conocimientos, experiencias y la generación de propuestas regionales para fortalecer la participación de la mujer en política en igualdad y sin discriminación.

Esta iniciativa es auspiciada por el Instituto Holandés para la Democracia Multipartidaria (NIMD por sus siglas en inglés) y el Fondo Canadiense para Iniciativas Locales (FCIL) y pretende contribuir a la formación de futuras lideresas políticas de diferentes edades y profesiones residentes en la zona sur, a través de un proceso de capacitación sobre derechos humanos de las mujeres, capacidades de liderazgo, y comunicación con la finalidad de potenciar la participación y representación política de la mujer a través de acciones formativas previo a los siguientes procesos electorales.

Las elecciones generales de 2013 marcaron un hito importante en la participación política de las mujeres en Honduras. Con la aplicación de la cuota del 40% de participación política de las mujeres, se eligió el mayor número de congresistas mujeres (33) en la historia del país, que representan el 25,78% del total de diputaciones al Congreso Nacional.

Este valioso paso coloca a Honduras por encima del promedio regional, por lo que la aplicación efectiva de la paridad en los próximos comicios en los diferentes niveles electivos, representa una gran responsabilidad para las autoridades y un desafío clave en la lucha por la equidad e igualdad de todas las mujeres hondureñas.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.