Isleños imparten clases de inglés a niños de bajos recursos

French Harbour, Roatán

0 1.683

Porque todavía hay personas que creen en la educación de la niñez, en la igualdad de oportunidades y la importancia de una segunda lengua, la isleña Rosalin  Abbott Johnson inicia con la fundación de un centro educativo que brinda oportunidades a menores de escasos recursos en la comunidad de French Harbour.

La escuela de nombre Lake Rose English School inicio hace doce años pero es hasta la actualidad que funciona al 100% tanto con infraestructura, personal capacitado y sobre todo el aumento de los niños inscritos en la misma.

El vicedirector del centro Rafe Raymond Thomas nos comenta un poco más sobre este centro educativo que busca darles oportunidad a los jóvenes a que aspiren a una educación bilingüe a un costo accesible.

“El objetivo es mejorar la calidad educativa y que todos los jóvenes hablen el inglés, hemos visto que tienen una deficiencia en el hablado y la escritura en esa clase y nosotros queremos cambiar el estereotipo en la comunidad y así tratar de mejorar la vida de cada uno de los individuos que están dentro de la comunidad, este proyecto nace de la iniciativa de una tía que se  llama Rosalin  ella tuvo esta idea desde hace 12 años y empezó un proyecto de darle clase a todos los niños de la comunidad de French Harbour, ahí en el bajo. Se retomó el proyecto en 2013 debajo de una casa y hoy ya tenemos una instalación digna en la cual podemos impartir la clase de inglés e impartirlas a todos los niños en nuestra comunidad”.

Esta escuela comenzó con una afluencia de 20 alumnos con dos jornadas matutina y vespertina de 7:00am  10:00 am y de 12:00 pm a 3:00 pm y en la actualidad cuenta con la cantidad de 75 niños entre las dos jornadas también cuenta con tres maestras.

“Este proyecto es para niños de escasos recursos ya que la mayoría está en escuela pública y como sabemos que aunque hay algunos maestros que si toman su tiempo para dar su clase pero los poquitos minutos que les dan no abarca para el conocimiento de los niños” manifestó Thomas

Las edades de admisión son entre tres y doce años, porque según representantes de la escuela son las edades en que los niños empiezan su desarrollo y son capaces de absorber y percibir las enseñanzas.

“Esta escuela viene a revolucionar y a dar más tiempo y por menos costo bajo para cualquier niño.  Este es un proyecto de la comunidad, pero si un niño viene de otro lado lo recibimos también” Agregó Raymond.

Lo que se pretende hacer de esta comunidad es una institución modelo dentro del departamento insular y empezando en la comunidad de French Harbour como una organización  y a largo plazo desmembrarlo por las comunidades y así conservar la cultura del sistema de habla inglesa.

Tú también puedes ser parte

Si bien es cierto esta escuela no es totalmente gratuita pero se busca resolver ese tipo de inconvenientes financieros de cada hogar, como sea para el beneficio de muchos niños de la comunidad un ejemplo de esto es que podemos ser agentes activos de diversas formas.

 

Jasmine whittaker, docente de la escuela dijo, “Este es mi primer año dando clases con los niños pero tengo mi propia experiencia como docente y conozco las fallas que hay en el sistema, tengo a mi hijo también que es una inspiración porque dándole clases a él me hizo ver los mejores métodos y darles un poco más de lo que se les da en las aulas de clases normalmente y el amor al ver a los niños aprendiendo”.

La maestra también manifestó como llego a la institución “Pues realidad no me buscaron para dar clases si no que yo empecé a ver la forma como podía ayudar, sin importar el pago y todo eso porque tengo bastantes métodos para lograr que el niño aprenda y yo sé que simplemente no tienen tiempo o no tienen la vocación para aprender con sus niños”.

Otro de los incentivos para que los padres decidan inscribir a sus hijos es que si son varios niños de una misma familia se les hace un descuento ya que la idea del proyecto es que sea accesible para todas las personas.

Educando con calidad con fondos de la comunidad

“Solo se han tocado puertas de la comunidad, casi todos los fondos que hemos obtenido son de personas que se criaron dentro de la comunidad y hoy por hoy tienen buenos ingresos y han aportado varias veces y abonar diferentes mese para pagar a los maestros, lo que necesitamos es gente que desee apadrinar a diferentes niños,  digamos que si tú quieres apadrinar un niño son doscientos lempiras  mensualmente” dijo Raymond

Se está  en el proceso de la apertura de una página web y una cuenta en Facebook  para la escuela pero si se quieren unir al programa para apoyar la educación de la isla se pueden contactar al número  3157-8252.

 

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.