Ana Flores dejando huellas en el turismo isleño

0 353

Roatán, Islas de la Bahía.

Destacada por ser una de las mercadolagas más dinámicas del turismo en Roatán, Islas de la Bahía, Ana Flores Arango, es una bella joven que con su increíble personalidad y ganas de superación ha hecho una importante labor para posicionar este sector paradisíaco de Honduras.

Actualmente Ana Flores representa a uno de los más importantes hoteles de Roatán, Hotel Henrry Morgan, donde es gerente de Mercadeo y Relaciones Publicas, cargo que le ha permitido destacarse en el sector turismo.

Aunque no ha sido fácil, Flores dijo a Diario Roatán que su mayor ventaja ha sido vender a Roatán como un destino turístico, “Roatán es uno de los lugares turísticos más importantes no solo aquí en Honduras, lo es a nivel internacional, lo que ha representado una de mis mayores ventajas”.

No obstante, su inteligencia y belleza ha sido una herramienta para la captación de clientes fieles que han hecho de esta isla su lugar de descanso.

“Para hacer este trabajo tienes que tener cierto tipo de personalidad, te tiene que gustar mucho el hecho de convivir con las personas y buscar los mejores servicios para que el cliente tenga la mayor experiencia posible”, comentó.

Flores considera que uno de los logros más importantes es “el poder destacarte y posicionarte de una manera muy personal con las agencias de viajes tanto a nivel nacional como internacional”.

“He tenido la suerte de tener bastante apoyo de la gente por mi carisma no importa de dónde esté siempre hay alguien que te quiere y te apoya”, agregó.

Sampedrana

Esta joven emprendedora es oriunda de la ciudad industrial de Honduras, San Pedro Sula, donde vivió su infancia a tutela de unos padres trabajadores y luchadores que le enseñaron el valor de las cosas, para poder alcanzar sus metas.

“Mi infancia fue súper linda he sido una consentida de primera no la puedo negar, soy originaria de una familia preciosa, mis padres fueron unas personas muy trabajadoras, luchadoras y me criaron de esa manera, hay que trabajar por lo que se quiere y alcanzar nuestras metas”, manifestó con una sonrisa en su rostro.

Además, dijo que “no todo se me fue servido como en bandeja de plata y eso fue como una gran ventaja para valorar lo que soy ahora”.

Ana desde niña fue una estudiante muy dedicada, “no necesitaban estudiar mucho para entender algunas cosas y sacar buenas calificaciones, la verdad solo necesitaba poner atención en mis clases para la hora del examen”.

Esta aventurera, dinámica y responsable joven como ella misma se describe al pasar de los años se ha convertido en una importante mercadologa de uno de los destinos más importante de Honduras y del mundo y que su objetivo primordial es que los turistas nacionales y extranjeros se vallan satisfechos y con la mayor experiencia de Roatán.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.