200 días de clases es logro de Gobierno, padres de familia, maestros y alumnos: JOH

0 58

Chamelecón, Honduras.

El presidente Juan Orlando Hernández destacó hoy que el logro de los 200 días de clases en el sistema educativo es el resultado del trabajo conjunto del Gobierno, padres de familia, maestros y alumnos, y señaló el reto de continuar con el desarrollo de la tercera gran reforma educativa a nivel nacional.

En un acto celebrado en la escuela Roberto Larios Silva, del sector de Chamelecón, San Pedro Sula, el mandatario, junto al ministro de Educación, Marlon Escoto, celebraron el cumplimiento de la meta alcanzada por tercer año consecutivo, el segundo de esta Administración, de cumplir con el calendario académico del sistema educativo público.

La meta de los 200 días de clases va a la par de la política del Gobierno del presidente Hernández de implementar una educación de calidad, incluyente y con tecnología como herramienta de desarrollo para los estudiantes.

“Hablar de 200 días de clases antes era algo imposible, pero hoy lo hemos alcanzado, como un esfuerzo del trabajo en equipo entre el Gobierno, padres de familia, maestros y alumnos”, resaltó el mandatario.

Hernández señaló que parte del éxito educativo debe de ir de la mano con la consolidación de los valores espirituales en los niños y jóvenes.

“Aunque algunos me critiquen, en especial, gente de pensamientos de izquierda, quiero que sepan que para mí es importante que se lea un versículo de la Biblia por un maestro en una aula de clase, sin importar la denominación religiosa y sin que la educación pública” deje de ser “laica. Lo importante es consolidar los valores espirituales en el ser humano”, remarcó.

Los retos de 2016

El titular del Ejecutivo indicó que los retos que vienen en 2016 para el sistema educativo público van desde alcanzar la cobertura del 100 por ciento en la educación, con la incorporación de 65 mil niños al sistema pre-escolar en todo el país, hasta el proceso de alfabetización para reducir en un 5 por ciento los índices de las personas que no saben leer, ni escribir.

Asimismo, dijo que, como producto de su reciente visita a Alemania, se implementará el sistema dual (aprendiendo-haciendo), que se aplica con éxito en ese país de Europa y también en Chile.

“Queremos adoptar un sistema tropicalizado, parecido al de Chile y con los aportes de educación de Alemania para nuestra fuerza laboral”, apuntó.

Para tal propósito, informó que ya sea en Berlín, Alemania, o en Honduras, se realizará un congreso de educación sobre el sistema dual, con la participación del empresariado a nivel nacional.

“Voy a convocar próximamente a los empresarios que le apuestan a la educación para que me acompañen en este esfuerzo, que será de mucho beneficio para Honduras”, acotó.

Hernández añadió que parte de ese proceso es acompañado con la tercera gran reforma al sistema de educación pública, que es de desarrollo con tecnología (internet y computadoras) e incluyente para todos los hondureños.

Añadió que otra de las metas es llevar la educación a todas las aldeas, caseríos y rincones del país donde no ha existido un centro educativo y también obtener una educación estandarizada.

El logro del Gobierno a través de la Secretaría de Educación también es un componente integral de la Ley Fundamental de Educación, enmarcada en la tercera reforma educativa, que busca que los estudiantes tengan los insumos de última generación (internet gratis, computadoras) y se cumpla con la cobertura de alcanzar más de 200 días de clases.

Es de resaltar que la Ley Fundamental de Educación y la lucha por la tercera reforma educativa es un logro del presidente Hernández desde que fungía como titular del Congreso Nacional.

Trabajo en equipo

El mandatario además agradeció el gesto de los empresarios nacionales que le apuestan a la educación, como un ejemplo de responsabilidad social para todo el pueblo hondureño.

“Ustedes son un ejemplo al creer en la niñez y juventud y les pido que de manera conjunta trabajemos en un esquema con la Secretaría de Educación para que llevemos más beneficios a los estudiantes de las escuelas públicas”, exhortó Hernández a los empresarios.

“Maestros, a ustedes también quiero felicitarlos; son parte importante de este logro, con su participación en la formación de los niños y jóvenes”, resaltó al referirse a los docentes de todo el país.

Hernández afirmó que está en el proceso de dar una mejora económica el próximo año a los docentes, ya sea a través del Instituto Nacional de Previsión del Magisterio (INPREMA) o por otro mecanismo.

Meta superada

El ministro de Educación, Marlon Escoto, dijo que antes era una utopía pensar en cumplir con 200 días de clase, pues “solamente se elaboraban calendarios para llegar a máximo 140 días de clases. Este es un éxito del Gobierno y los más de dos millones de padres de familia».

Escoto anunció que el próximo año la escuela Roberto Larios Silva se convertirá en centro básico para abarcar hasta el noveno grado.

“Vale la pena celebrar; gracias por la confianza prestada por el presidente Hernández para que sea al ministro de Educación», acotó.

Por su parte, la directora de la escuela Roberto Larios Silva, Claudia Cruz, resaltó que “el Gobierno, al alcanzar los 200 días de clases, se apresta a dar el salto de los tigres asiáticos”, hacia mejores condiciones en el país.

“No es tan importante contar con una infraestructura física, lo importante es construir un alumno comprometido con su país”, aseveró Cruz.

Reconocimientos y convenios

Como parte del programa, se les otorgaron pergaminos de reconocimiento a empresarios y organizaciones no gubernamentales y organismos internacionales por su aporte a la educación del país.

Entre ellos, el Programa Mundial de Alimentos (PMA), Plan Internacional y el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF).

Entre las empresas nacionales galardonadas están: Corporación Lady Lee, Bac Credomatic, Banpaís, Pacasa, Gildan Group, Cargill, grupo Opsa y Cervecería Hondureña, entre otras, que conforman el programa “Empresarios por la Educación”.

En otro apartado, el mandatario también firmó convenios con la Fundación Pacasa, con el objetivo de fomentar la educación mediante la dotación de material didáctico para el fortalecimiento del proceso enseñanza- aprendizaje.

El segundo convenio fue firmado por el presidente Hernández y Banco del País, a través de la Fundación Napoleón J. Larach, con el propósito de realizar la conversión del centro educativo Roberto Larios Silva a centro de educación básica, con cobertura hasta el noveno grado.

Asimismo, el gobernante y el titular del Educación entregaron un reconocimiento y un premio en metálico al alumno Charles Padilla, de 15 años, del centro de educación José Valentín Vásquez de La Ceiba, por ganar el concurso del mejor logo de los 200 días de clases.

El logo de los 200 días de clases elaborado por Charles Padilla representa al mapa de Honduras, los niños y la educación.

Asimismo, el ministro de Educación entregó un reconocimiento al presidente Hernández por el constante apoyo a la educación pública del país.

El evento además contó con la participación del alcalde de San Pedro Sula, Armando Calidonio; diputados del departamento de Cortés y la “Maestra del Año 2015”, Ermelinda Salinas Ortiz, proveniente de la comunidad de Krausirpi, Gracias a Dios, donde labora en el Centro Básico Marco Aurelio Soto.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.