Ojojona agradable comunidad que ofrece diversidad de artesanías para los turistas

0 39

Fundada en 1,579 por mineros españoles dedicados a los trabajos de las minas de oro y plata de la zona, Ojojona es un municipio del departamento de Francisco Morazán, en Honduras.

Este lugar obedece su nombre al termino mexicano Joxone y de las voces lencas de oxorxona, este nombre significa en español “agua verdosa” el nombre de Ojojona figura como una distorsión del vocablo original a nuestra lengua materna (el Español).

Para el año de 1791 este municipio era la cabecera del desaparecido municipio de Curato y en los libros de historia se observa que para la división política territorial de 1889 este lugar formaba parte del distrito de Sabana Grande.

En el año de 1803 se inicia la construcción de la Iglesia Parroquial, para el año de 1814 se pasó a la construcción de la Iglesia del Carmen, siendo dirigido el proyecto por el párroco Rafael Zelaya. En este lugar nació Ladislao Valladares, diseñador del Escudo Nacional de Honduras.

Ojojona es quizás el arquetipo de la comunidad rural colonial de Honduras. Ubicado en un pequeño valle, rodeado de montañas con abundantes pinares.

Este municipio ofrece una arquitectura de estilo colonial con casas típicas de adobe pintadas de blanco, con un material que se emplea en la construcción llamado ”CAL”, con sus tejas rojas, y calles empedradas con habitantes hospitalarios que lo harán sentirse muy cómodo.

Ofrece una interesante y bella variedad de artesanías en barro y madera talladas, de todos los tamaños y formas, en su mayoria representando el folklóre nacional…

 

Esta agradable comunidad celebra una feria anual en honor al santo de la Iglesia Católica, San Sebastián, la fiesta se realizá cada 20 de Enero.

También podría gustarte Más del autor

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.